¿Cómo contratar el gas y la luz cuando me mudo a mi nuevo hogar?

¿Sabes cómo contratar los suministros de luz y gas en tu nuevo hogar? En este artículo te explicamos cómo hacerlo y además te damos algunos consejos para contratar la potencia eléctrica que necesitas.

¿Cómo contratar los suministros de energía?

Ha llegado el momento de mudarte a tu nueva casa y todavía quedan muchas cosas por hacer. Antes de trasladar tus cosas debes llevar a cabo todo el papeleo necesario relativo al cambio de dirección en tu DNI, en tu entidad bancaria o en la Dirección General de Tráfico. Además, antes de tu llegada deberás activar los suministros y contratar una tarifa de gas natural y electricidad. Para poder contratar la luz y el gas debes cumplir una serie de requisitos, como tener acceso a la red general de luz y gas y contar con el Certificado de Instalación Eléctrica y el Certificado de Instalación Receptora Individual de Gas Natural.

Además será necesario que presentes una serie de documentos y datos:

  • Nombre y apellidos del titular.
  • Documento Nacional de Identidad.
  • Datos de contacto, como teléfono y correo electrónico.
  • Dirección de la vivienda.
  • Código Universal del Punto de Suministro de luz y gas.
  • Número de la cuenta bancaria para domiciliar las facturas.
  • Tarifas escogidas.

Para saber cómo contratar el gas natural más barato o la tarifa de luz más interesante podemos utilizar un comparador de energía. En el caso de la electricidad puede interesarnos contratar la tarifa PVPC (Precio Voluntario al Pequeño Consumidor). Se trata de la tarifa regulada por el Estado que fija un precio máximo al resultado de la subasta del mercado mayorista de electricidad. En la actualidad es posible contratar la tarifa PVPC por vía online.

¿Cómo elegir la potencia eléctrica más adecuada?

Respecto a la tarifa de acceso de gas natural, será el técnico de la distribuidora quien fijará el consumo anual estimado de gas natural. No obstante, con respecto a la potencia eléctrica, será el consumidor quien elija la que necesita. La potencia contratada es el número de kilovatios máximos que se contratan para que pasen en un momento determinado desde el suministro eléctrico a la instalación.

Dependiendo de cuántos contratemos, pagaremos más o menos en la parte fija de la factura, por lo que conviene contratar los justos y necesarios. Existen varios métodos para poder saber cuál es la potencia que necesitamos:

  • Contratar los servicios de un electricista.
  • Utilizar una calculadora de potencia online.
  • Realizar un cálculo manual.

La opción más recomendable es consultar a un técnico electricista que pueda orientarnos en este aspecto, aunque es la única vía que no es gratuita. Si te han interesado estos consejos, te invitamos a leer el siguiente artículo para aprender más sobre ahorrar energía en tu hogar.

Si deseas realizar mudanzas en Valencia, llamanos